Gubias de la Pasión

12821489_1243074205707210_2082424959749269346_nLa Semana Santa la entendemos como una expresión cultural de gran relevancia, parte de nuestras tradiciones, donde se dan la mano la lírica y la estética, la religiosidad popular, lo antropológico e histórico. Todos los años organizamos una exposición de imaginería tratando de acerca el arte religioso y popular a nuestra Comunidad Educativa.

En 2013 elegimos al imaginero gaditano Miguel Láinez, a quien dedicamos una emotiva muestra dada la importancia de este escultor en la Semana Santa de la posguerra.

Un año después los protagonistas fueron Ángel Pantoja y Ana Rey, dos jóvenes y entusiastas artistas que llegaron a improvisar un taller durante su exposición para que los alumnos comprobaran en directo el proceso de talla de la madera. En ese contexto recibimos la visita de Luis Álvarez Duarte que vino a presentar El niño imaginero, el libro que le dedicó el periodista José Joaquín León

En 2015 acogimos una exposición titulada Paz y Amparo dedicada a la cofradía gaditana de Nuestro Padre Jesús de la Paz en su Real y Triunfal Entrada en Jerusalén y Nuestra Madre y Señora María Santísima del Amparo conocida popularmente como la Borriquita. La muestra incluyó la exposición de las imágenes del paso de misterio, obra de Luis González Rey. Como rúbrica de esas jornadas se firmó un acuerdo de hermanamiento entre la cofradía y el centro, como forma de plasmar la estrecha relación que tuvo con la cofradía José Manuel García Gómez, fundador del Colegio Argantonio en 1970.

La cuaresma de 2016 tuvo como protagonista al imaginero sevillano Salvador Madroñal que expuso una parte de su obra y una dolorosa de reciente ejecución. Entre las actividades paralelas que se desarrollaron fue especialmente destacable una conferencia de Antonio Álvarez del Pino sobre La Roldana, personaje singular del arte escultórico español. En 2017 el Colegio Argantonio dedicó una muestra al imaginero sevillano Jesús Cepeda. Entre la obra que expuso destacó una dolorosa inspirada en Juan de Astorga. También destacó en la exposición alguna obra de temática profana como un modo de remarcar la integración natural que en la obra de un imaginero puede tener el arte religioso y el profano.

No se admiten más comentarios